La importación de arándanos en Rusia sigue creciendo a ritmo récord

Los consumidores rusos siguen mostrándose activamente interesados en nuevos productos de nicho pese al descenso de los niveles de ingresos. La última tendencia en berries en Rusia en los últimos años ha sido el arándano, lo cual confirman tanto el desarrollo de la producción nacional como el crecimiento activo de las importaciones.

Fuente: Fresh Plaza

En 2020, Rusia importó 7.600 toneladas de arándanos, valoradas en 55,9 millones de dólares estadounidenses, un incremento del 65% en comparación con el año anterior en las mismas fechas. Por lo tanto, a pesar de la pandemia de coronavirus, el ritmo de crecimiento de los arándanos importados en Rusia sigue acelerándose.

East-fruit.com cita las palabras de Andriy Yarmak, economista en el Centro de Inversión de la Organización para la Alimentación y la Agricultura de las Naciones Unidas: “Teniendo en cuenta que los arándanos son el fruto rojo más caro del mercado y que el consumidor ruso medio no tiene un poder adquisitivo muy elevado, podría parecer que el consumo no debería estar creciendo muy deprisa”.

“Sin embargo, sobre las perspectivas de consumo de arándanos en Rusia, es preciso tener en cuenta otros factores importantes, a saber: la creciente popularidad de un estilo de vida saludable y que los arándanos se consideran casi un superalimento; los consumidores están muy familiarizados con el pariente más cercano de los arándanos, los arándanos silvestres (por lo que los arándanos no les resultan exóticos), y, lo más importante, el consumo de arándanos por habitante en Rusia es insignificante, 70 gramos al año o diez veces menos que, por ejemplo, en los EStados Unidos y mucho menos que en la mayoría de los países de la UE. Esto significa que las perspectivas de crecimiento del consumo son bastante buenas, pese a la crisis económica”,

Secured By miniOrange